Calle San Blas, num. 1 – 06175, SALVATIERRA DE LOS BARROS – TFNO.: 677 747 123

38.- LAS GALLINAS Y LOS GALLOS EN LOS CORRALES DE SALVATIERRA DE LOS BARROS.

OLYMPUS DIGITAL CAMERAEsta estampa la captamos en un corral de una casa de Salvatierra de los Barros nuestro pueblo, una imagen muy entrañable que con el transcurso del tiempo puede que quede para el recuerdo: la cría de gallinas en los corrales de las casas.

Hoy en día la mayoría de los corrales han desaparecido de las casas, sus dueños los han convertido en garajes para albergar en ellos a los coches, tractores y modernos aperos de labranza.

Otra de las causas probables de que la cría domiciliaria de estas aves de corral desaparezca la achacamos a que la inmensa mayoría de nosotros adquirimos su carne y sus huevos en los supermercados, puedo que esto sea más práctico a pesar de que la carne de los pollos de granja criados en cautividad sea de sabor insulso y los huevos carezcan del color y sabor tan exquisitos que sólo tienen los de corral o de campo. Los pollos de corral son arrogantes y elegantes, inquietos, nerviosos y muy bulliciosos, tanto ellos como las gallinas están permanentemente de un lado a otro escarbando en el suelo buscando gusanos y otros bichillos como complemento de su alimentación básica que es a base de trigo, cebada o maíz; sus carnes magras debido al constante ejercicio hacen que tengan ese sabor característico que en un futuro no muy lejano va a ser difícil degustar.

Los jóvenes opinan que la carne de estos pollos ecológicos es dura, nosotros en cambio, los de las generaciones precedentes apreciamos con más intensidad los sabores de estas aves y también esta imagen donde observamos como el gallo es el amo del corral y siempre atento y pendiente de su harem. El esbelto gallo muy de mañana, cuando aún no ha salido el sol nos despierta a los vecinos con su sonoro y potente quiquiriquí.

 

¡Compártelo!